Préstamo es cuando una empresa o persona solicita una cantidad de dinero a alguna entidad financiera o similar, con un compromiso escrito de devolver la misma cantidad de dinero con los intereses correspondientes en un plazo establecido entre ambas partes.

Interés es el costo que representa prestar dinero, es el precio que el deudor paga por el uso del dinero en préstamo. Estas son ganancias o beneficios para las entidades financieras o bancarias.

Tasa de interés es el porcentaje que se aplica al dinero en préstamo, estableciendo el importe total que debe pagar el deudor, es el dinero excedente que se debe pagar por solicitar un préstamo de dinero.

Plazo del préstamo es el tiempo que el deudor y el acreedor acordaron en que se debe devolver la totalidad del préstamo y los intereses correspondientes al mismo.

Amortización se refiere a la cantidad de dinero que se abona en forma periódica disminuyendo el préstamo en forma gradual. Los pagos pueden ser iguales o diferentes, esto se rige en base al acuerdo firmado en la solitud del préstamo.

Interés simple se obtiene cuando los intereses producidos durante el lapso de la inversión s deben solamente al capital inicial.

Interés compuesto es la utilidad de un capital inicial bajo una tasa de interés por un periodo de tiempo se obtiene al final de cada periodo de inversión y los cuales no se retiran sino que se reinvierten, sumándose al capital inicial, a esto lo llaman también capitalización.

Deudas a corto plazo son las deudas que se abonan en no más de un año.

Dudas a largo plazo son aquellas que se comprometen en pagar en un lapso mayor a un año.


Todo préstamo tiene un porqué, tú has tenido necesidades en las que te has metido en una deuda, la cual la has cumplido con todos los pagos a exactitud, eres un buen cliente del banco, pero esto no quiere decir que tú vas a adquirir un crédito personal porque te han salidos otras escusas. Piensa muy bien lo que vas a hacer.

Existen muchos prestamos que no han sido hechos por una necesidad y por esto te daremos consejos de cuando no tienes que hacer un crédito personal.

1- Hacer un préstamo para un familiar: Es muy interesante el hecho de que hay muchas personas que hacen un crédito personal por necesidades que no tienen nada que ver con uno, sino que han prestado su nombre en otras palabras. Esta forma de prestar el nombre ha acarreado grandes problemas a varios usuarios responsables con el banco hasta el punto que tienen que pagar las deudas de otras personas. Lo recomendable es no hacer un préstamo para otras personas, pero las circunstancias no son las mismas siempre y podría ser una legitima emergencias y la cual la familia es la que tiene que ser unida.

2- Hacer un préstamo para un negocio dudoso: Hay muchas personas que están buscando a un inocente para engañar y hacer creer que tienen el negocio del siglo, lastimosamente hay muchos de estos casos, los cuales se endeudan haciendo un crédito personal pensando que el negocio va a ser rentable pensando que será una planta del dinero que estará recibiendo enormes sumas. Mucho cuidado con estas clases de negocios la mayoría son falsos y lo mejor es no hacer caso.

3- Hacer un crédito personal para apostar: Miles de personas hacen préstamos y se van a lugares como casinos, bingo, maquinitas y otras formas de apuesta. Lo peor del caso que muchas personas tienen la ilusión de que van a obtener ganancias por el simple hecho de apostar, pero la realidad es diferente ya que los lugares de apuesta están hechos para que tú no ganes lo suficiente, solo pienses que estas ganando pero cuando sientas ya no vas a tener nada de dinero como cuando llegaste a jugar.

4- Hacer un crédito personal para guardar el dinero en casa: Aunque parezca absurdo existen personas que hacen un préstamo para tener dinero en efectivo en el hogar, de hecho el 2% de los préstamos concedidos a nivel mundial lo han dejado en la cuenta de ahorro o cuenta corriente que se les depositó el préstamo y no lo tocan y están pagando una cuota mensual y el dinero guardado en una cuenta del crédito otorgado.

 

Existen más excusas para adquirir un préstamo cuyo fin no es tan recomendable y por esta razón termina pagando más de lo debido en los mejores casos o llegan a pagar algo que no han gastado o invertido. Por eso es mejor tener mucho cuidado del porqué de un crédito personal para no lamentarnos en un futuro.

negocios rentables

Que mejor fecha para reorganizar tu negocio que tienes en marcha con un plan estratégico que te ayudara a incrementar tus ganancias y maximizarlas, pero te preguntaras ¿Cómo lo hago?
Reorganiza tu trabajo, la lista de clientes que tienes o la llamada cartera de clientes debes enfocarte en agrupar por años, lo que te serviría mucho es los folder donde has ido recopilando tu cotizaciones, hay muchas veces que lo dejamos archivados pero nunca lo desempolvamos y pueden ser clientes potencialmente para ti ya que en años anteriores te buscaron para trabajar contigo.
La innovación también tiene que ir contigo de la mano nuevos productos u ofertas que tú puedas brindarles a tus clientes, innovación con las redes sociales o tal vez con un producto en especifico que prefieras, un cambio de look estaría bien remodelación en algo especial, por ejemplo si te dedicas a la gastronomía podría ser incluir un nuevo plato o el plato del día, o días especiales, etc.
A demás de colocarte logros y metas desde ahorita con tiempos, exígete a ti mismo esto te será de mucho beneficio, o si cuentas con un personal pues es hora de implementar clínicas de ventas al inicio del día una buena motivación caería bien ara tus empleados, y maneja metas personales y grupales, esto te ayudara también.